-Prevé pagar más por el impuesto el próximo año al crecer los ingresos a gravar en torno al 30%

MADRID, 25 (SERVIMEDIA)

El consejero delegado del Banco Santander, Héctor Grisi, avisó este miércoles de que el impuesto extraordinario al sector afectaría «de manera importante» al crédito en un ciclo bajista para el sector.

Así lo indicó en la rueda de prensa para dar detalles de los resultados obtenidos por el banco entre enero y septiembre de este año, periodo en el que obtuvo un récord de beneficios de 8.143 millones, un 11% más que hace un año, apoyado en el negocio en Europa y México.

Grisi fue preguntado por el impuesto, después de que el PSOE y Sumar hayan cerrado un acuerdo para un posible Gobierno en el que rubrican el mantenimiento del tributo más allá de 2024, cuando termina su vigencia temporal con la que se diseñó inicialmente.

Reiteró la postura del banco en contra del tributo por considerar que «no es la mejor forma de ayudar a la economía y es contraproducente» porque el sector necesita capital «para seguir prestando». Además, consideró que «estigmatiza» a la banca.

El número dos del Santander dijo comprender que los Gobiernos necesiten recaudar impuestos, pero «todas las empresas deben pagar lo mismo». Al respecto aclaró que no defiende una subida de impuestos «a todas las empresas» y cargó contra el diseño de este tributo por gravar ingresos y no beneficios argumentando que de esa forma se «inhibe el crédito».

Relativo a esta cuestión, Grisi matizó que el impacto del impuesto «está por ver» aún y comentó que «afectaría de manera importante» al crédito en un ciclo bajista para la banca. «Hoy estamos en un muy buen ciclo de la banca, cuando tienes malos ciclos y el impuesto va sobre ingresos complica mucho el poder operar», añadió. Grisi confió en que el tributo «se elimine».

Quizás también te interese:  Calviño destaca que empresas y trabajadores saben que Maroto "se ha fajado" para "resolver" los problemas industriales

Sobre la cuantía a pagar el próximo año, el director financiero de la entidad, José García Cantera, señaló que, al pagarse el impuesto sobre el ejercicio anterior, en 2024 se abonará gravando los ingresos del margen de intereses y las comisiones en España correspondientes a 2023, que «están creciendo un 30% más o menos», con lo que «pagaremos más el año que viene como consecuencia del crecimiento del negocio en España».

Por otra parte, sobre la remuneración de los depósitos por parte de la competencia, Grisi explicó que «conforme vayamos viendo el mercado como se va comportando iremos actuando». Precisó que la banca española tiene una «posición buena de liquidez» y «está más centrada en los productos fuera de balance», pero no descartó lanzar un producto. «Iremos revisando según se maneje el mercado, si lanzamos una cuenta o no» con remuneración, agregó.

Por último, sobre las amortizaciones anticipadas de hipotecas, apuntó que se están manteniendo trimestre a trimestre, en unos 1.125 millones cada uno en este año, hasta totalizar ya 3.500 millones.