– Ve «el patio muy revuelto» para que este mes pueda salir adelante la reforma de las pensiones

MADRID, 13 (SERVIMEDIA)

El secretario general de CCOO, Unai Sordo, avisó este lunes de que destinar dinero público para paliar los efectos de la subida de las hipotecas en las familias serviría, en cierto modo, para volver a «rescatar a la banca por la vía de rescatar los abusos hipotecarios», por lo que defendió que la solución «a medio plazo» debe ser obligar al sector financiero a que exista «competencia real».

Sordo se expresó de este modo durante la presentación de un informe sobre brecha salarial, junto a la secretaria confederal de Mujeres, Igualdad y Condiciones de trabajo del sindicato, Carolina Vidal, donde previno de que «una financiación de los excesos» de la banca acabaría llegando a sus cuentas de resultados.

A juicio de Sordo, los bancos se están encargando «de que no exista competencia real» y «no se favorezca la portabilidad» de los hipotecados entre entidades, ya que «funcionan como un oligopolio».

Para el secretario general de CCOO, el código de buenas prácticas puesto en marcha por el Gobierno va a ser «nítidamente insuficiente» y solo habría dos opciones, que pasarían por obligar a que los bancos «compitan de verdad» o inyectar «ingentes cantidades de dinero».

En su opinión, esta última acabaría en las cuentas de resultados de los bancos y, aunque «a corto plazo» a veces puede no existir otra opción por la situación de vulnerabilidad de algunos hogares, «a medio plazo esta no puede ser la solución».

En cierta manera, Sordo se desmarca de la postura de UGT, que viene incidiendo en la urgencia de crear un fondo público para rescatar a las familias que se van a ver asfixiadas por el alza de hipotecas.

Quizás también te interese:  Explorando la economía en Guyana: Datos clave y perspectivas actuales

«Planteamos intervenir de una forma ambiciosa para favorecer y obligar a que las entidades financieras compitan entre sí», enfatizó Sordo, quien advirtió de que «los liberales deberían estar clamando por que exista competencia» en la banca y que «no tengan amarrados» los precios. En este sentido, señaló que «no habría mejor pacto de rentas» que «tomar medidas en serio para contener el precio de la vivienda», tanto en propiedad como en alquiler.

Sobre el pacto de rentas, insistió en su opinión sobre que comparten algunas de las medidas que el Gobierno ha ido adoptando pero que, al hacerlo de forma unilateral, no se puede hablar de que existe un pacto de rentas en España.

Además, pidió que el Ejecutivo «apoye» la fórmula planteada por los sindicatos de que se pueda establecer cuál es la situación de cada sector económico, con el fin de que se pueda tener en cuenta en la negociación con CEOE sobre la evolución de los salarios en convenios colectivos.

PENSIONES

Por otra parte, sobre la evolución de la negociación sobre la última fase de la reforma de pensiones, Sordo dijo que «la cuestión está como la semana pasada» y «no ha habido movimiento».

Además, indicó que tiene «dudas» de que la reforma pueda salir adelante en febrero, que es la intención manifestada por el ministro de Inclusión, Seguridad Social y Migraciones, José Luis Escrivá. «Veo el patio político muy revuelto y esta reforma necesita de cierta calma para llegar a consensos que la saquen adelante», aseveró.

Igualmente, el líder sindical sostuvo que en la negociación con el Ministerio la mejora de las pensiones mínimas es «un principio irrenunciable» pues, entre otras cuestiones, tiene efectos relevantes en la reducción de la brecha retributiva que sufren las mujeres. Por ello, pidió que, más allá de medidas en los Presupuestos generales del Estado (PGE) se adopten acciones «de largo recorrido».

Quizás también te interese:  El Gobierno espera aprobar la Recomendación del Consejo de la UE sobre economía social durante la Presidencia española