MADRID/BILBAO, 25 (SERVIMEDIA)

El candidato de EAJ-PNV a la Diputación General de Álava, Ramiro González, afirmó este jueves en el ‘Fórum Europa. Tribuna Euskadi’ que Álava «quiere liderar el proceso de transformación» de la automoción y abrirse a nuevos sectores como el aeroespacial y la biociencia.

Durante un desayuno informativo organizado por Nueva Economía Fórum con Elixabete Etxanobe y Eider Mendoza, candidatos del PNV a las Diputaciones Generales de Vizcaya y Guipúzcoa, Ramiro González dijo que «nuestro primer sector es el sector de la automoción con gran diferencia, y con grandes empresas, grandes plantas de producción vinculadas con automoción».

Al respecto, señaló que «la automoción está en un proceso de transformación, con dificultades, con incertidumbres, pero en un proceso de transformación, Álava quiere liderar ese proceso de transformación, quiere hacerlo de la mano con las empresas y ese es el esfuerzo que estamos haciendo los últimos años y es lo que estamos pensado mirando al futuro».

Por otra parte, afirmó, «paralelamente a esta situación también somos conscientes de que ha habido, hasta hace bien poco, quizás un excesivo monocultivo si se puede hablar de alguna manera de un territorio que también es ‘patatero’, un excesivo monocultivo del sector», en alusión a la automoción.

«Queremos abrirnos a otras actividades, diversificar la economía alavesa», apuntó Ramiro González, y señaló la diversificación «vinculada a la innovación» con la apertura a «nuevos sectores que tenían muy poca presencia en el territorio como en el de la biociencia, por ejemplo, o el de la industria aeroespacial». «Ese es el camino que vamos a seguir recorriendo, seguir fortaleciendo el sector automoción, pero diversificar e innovar».

Quizás también te interese:  Los economistas elevan al 2,3% su previsión de crecimiento para 2023 pese al segundo trimestre

No obstante, apuntó el candidato del PNV, existe «la preocupación de la escasez de personas preparadas para algunos puestos en las empresas, y en algunos casos, una escasez notoria». A modo de ejemplo, dijo, «hace poco estaba con una empresa que me trasladaba la necesidad de ingenieros para los próximos años en Álava, y la absoluta imposibilidad de conseguirlos ni en nuestra propia escuela ni en la de Bilbao, porque no hay suficientes».

En la misma línea, advirtió, «tenemos proyectos encima de la mesa vinculadas con la economía del dato que va a ser muy difícil de atender si no mejoramos la formación, alineamos más la formación con las necesidades de las empresas y realmente somos capaces de dar respuesta a esa demanda, que es una demanda en determinados desempeños y en determinados puestos que cada vez cuesta más cubrir».