La digitalización es una de las prioridades de las empresas en la actualidad. Hacerlo involucra formación, optimización de procesos y la apuesta por un software que se adapte a la realidad de todas las empresas. Un software ERP pudiera ser una respuesta a muchas interrogantes al respecto.

¿Qué es?

Un software ERP, que responde al acrónimo de Enterprise Resource Planning o Planificación de Recursos Empresariales, es un software que puede ser utilizado por absolutamente todos los departamentos y en todas las realidades y nichos de mercado de las compañías, para optimizar la gestión de sus recursos, de sus finanzas, de sus procesos documentales y logísticos.

Y es que, aunque dependerá de la empresa de software escogida y del servicio para su implementación, un software ERP agrupa módulos de finanzas, de contabilidad, de gestión de stock o de inventario, pero también de recursos humanos y de productividad general. Por eso, es un recurso informático válido para todas las empresas.

¿Por qué ofrece ventajas en distintos ámbitos empresariales?

La figura del software ERP es indispensable al hablar de momentos de digitalización en todas las empresas. Pero la digitalización, aunque es una ventaja, debe ser entendida desde cada una de las vertientes principales en las que se aplica en las empresas:

  • Procesos logísticos: si un sector depende de la eficiencia en el uso de los recursos, de la información, de coordinar pedidos, entregas, cobros y pagos, son las empresas logísticas. Incluso, empresas no dedicadas a la distribución logística manejan mucha rotación de inventario. Un software para logística con modalidad ERP puede ser un recurso que mejore enormemente su eficiencia en los procesos, ahorrando costes, liberando horas de capital humano y eliminando muchos errores o faltas de coordinación en los procesos.
  • Paneles avanzados para toma de decisiones: al hablar de la digitalización y de la eficiencia, la toma de decisiones ágiles es una prioridad absoluta para las empresas. Y para tomar mejores decisiones, es necesario tener mejor calidad de datos o de información. En ese sentido, un buen software ERP ofrece una base de datos común, coordinada y alimentada por información de todos los departamentos, desde ventas hasta comunicaciones o soporte al cliente; ofrece paneles estadísticos, gráficos avanzados e incluso inteligencia artificial, por lo que siempre se tiene la información al momento, en tiempo y forma.
  • Ahorrar dinero y ser más rentable: un software erp contable también forma parte de las prioridades de las empresas. Incluso, es el que más ofrece ayudas tangibles para tomar decisiones en lo relativo a gastar inteligentemente, a saber dónde invertir, dónde recortar gastos y con ello ser más eficientes. La contabilidad de las empresas, sobre todo si se automatiza, es una de las decisiones que aportará mayor reducción de errores, automatización y digitalización de tareas rutinarias y procesos de clasificación documental; y desde luego, mayor objetividad en lo relativo a la gestión financiera.
  • Ventas y marketing: gracias a tener una base de datos común, integrada entre todos los departamentos, se puede conocer mejor a los clientes, gestionando sus comunicaciones, pero también pudiendo ofrecer mejores productos y servicios gracias a ese conocimiento; pero también pudiendo mejorar la efectividad de las campañas de marketing, porque una base de datos integrada en un software ERP de calidad es prácticamente un estudio de mercado en tiempo real y potenciado por fórmulas de inteligencia artificial.
Quizás también te interese:  Los depósitos bancarios de las familias superaron el billón al cierre de 2022 por primera vez

Hoy día, la tecnología y la automatización son indispensables para entender los procesos de digitalización que procuran las empresas. En ese sentido, también es entendible reconocer que la inversión en soluciones informáticas de alta calidad resultará imprescindible para los negocios que quieran lograr un mayor éxito. Un software ERP es una de esas soluciones que pueden representar un retorno de inversión saludable, y al mismo tiempo, servir como un puntapié inicial para lograr mayores objetivos con menor carga de trabajo asociada para la empresa.