MADRID, 31 (SERVIMEDIA)

La campaña de la agencia española Ernest para el PP que acabó con el Gobierno de Miguel Ángel Revilla en Cantabria fue la más premiada en los Napolitan Victory Awards, que se celebran en Washington (Estados Unidos) y premian las mejores estrategias de comunicación política del mundo, los considerados ‘Oscar’ de este ámbito.

La campaña electoral que el pasado 28M convirtió en presidenta de Cantabria a María José Sáenz de Buruaga y puso fin al mandato de Miguel Ángel Revilla resultó la más premiada del mundo en los Napolitan Victory Awards, considerados como los galardones más importantes del mundo en el ámbito de la comunicación electoral.

La campaña ‘Despierta, Cantabria’ recibió cuatro premios, entre ellos los galardones a la excelencia creativa en ataque, vídeo, cartelería y el premio absoluto a la mejor campaña presidencial.

Además de la campaña en su conjunto, el jurado destacó el vídeo ‘Un viaje al pasado’ en el que se denunciaba que el tren de Bilbao a Santander completa hoy el viaje en el mismo tiempo que hace 70 años. En el rodaje de la pieza, varios afiliados se vistieron con trajes de época, visitaron las estaciones e informaron a los viajeros de 2023 de cuáles eran los horarios de 1953, para llamar la atención sobre el retraso histórico en las infraestructuras de la región.

Los galardones que otorga The Washington Academy of Political Arts and Sciences también premiaron el primer cartel electoral elaborado con material lenticular en el que se alternaban los rostros de Miguel Ángel Revilla y el presidente del Gobierno, Pedro Sánchez, bajo el lema ‘Son lo mismo’ y que suscitó numerosas menciones en medios de comunicación nacionales.

Quizás también te interese:  Consejos para montar un negocio en Cáceres: ideas y estrategias para un éxito seguro

La impresión lenticular convertía la pieza en un cartel dinámico cuyo contenido cambiaba según la posición de la persona que lo miraba. Conforme el observador se desplazaba ante el cartel, se alternaba la cara de los presidentes cántabro y español, y el efecto ponía de manifiesto la alianza política entre sus dos partidos (PSOE y PRC) tanto en Cantabria como a nivel estatal.

La campaña lleva la firma de la nueva agencia española Ernest que fundaron en noviembre del año pasado Pablo Alzugaray, Nacho Guilló y Abelardo Bethencourt, que recogió los cuatro premios a su trabajo en una ceremonia que tuvo lugar en Washington. Bethencourt, director general de Ernest, se mostró «muy agradecido a la Academia por los premios que son un reconocimiento a una campaña compleja pero que, gracias a todo el trabajo del equipo, supo alcanzar sus objetivos mediante acciones creativas y con gran dosis de estrategia política».

Por su parte, el presidente de Ernest, Pablo Alzugaray, subrayó que «el marketing electoral es al marketing lo que la Fórmula 1 a la automoción. Todo va más rápido, los competidores son más agresivos y cuando terminan todo el mundo sabe quién ha ganado».

Tanto sus fundadores como muchos integrantes del equipo de Ernest provienen de la agencia Shackleton, que se integró en Accenture bajo la marca Accenture Song y, desde la división especializada en campañas electorales Public Firm, desarrollaron numerosas campañas en el pasado como las de Mariano Rajoy en las elecciones de 2015 y 2016 o la de Alberto Núñez Feijóo en las autonómicas de Galicia en 2016.