España edita más de 91000 libros anuales, unas cifras que pueden parecer desproporcionadas para el hábito de lectura que dicen se tiene pero que, sin embargo, responden a la demanda lectora del país.

En los últimos estudios quedó patente que los jóvenes están a la cabeza de lectura, pero también adaptando sus formatos no solo pensando en papel sino en plataformas tipo wattpad o incluso ebooks.

Pero, ¿cómo llegan los libros hasta los lectores ávidos?

El proceso editorial es una parte esencial de la publicación de un manuscrito, desde seleccionar el trabajo adecuado hasta corregir errores y promocionar el producto final. 

Comprender las distintas etapas de este proceso es crucial tanto para los aspirantes a autores como para editores. 

¿Cuáles son las etapas para publicar?

La primera etapa del proceso editorial es la recepción y selección del manuscrito. Esta etapa implica la revisión inicial de los manuscritos por parte de los editores para determinar su idoneidad para la publicación y si la historia podría ser del interés y tendencia del momento. 

“No podemos olvidar que, al igual que en otros sectores, la literatura también es moda. No significa que sólo funcionen en una temática, porque siempre hay lectores para todos los estilos, pero hay que escuchar lo que demandan. En épocas complicadas, la esperanza escrita ayuda. La lectura es evocadora y ayuda a evadirse de la realidad” explican desde la editorial Tres Hermanas Libros

En realidad, las editoriales tienden a especializarse en ciertos contextos porque es imposible abarcar la totalidad de la producción literaria. Clásicos, ensayos, novela, cómic…todo cuenta.

El proceso de selección generalmente implica una revisión del contenido, la originalidad y la relevancia del manuscrito para la audiencia de la publicación. Una vez llama la atención, se pone en marcha la maquinaria y se somete a un proceso de revisión por pares, donde expertos en el campo brindan comentarios sobre la calidad del manuscrito y su idoneidad para publicación. 

Quizás también te interese:  Moreno dice que su "aspiración" es colocar a Andalucía como "la primera economía de España"

La segunda etapa del proceso editorial es la edición y corrección para garantizar su claridad, coherencia y consistencia. La edición puede adoptar muchas formas, incluida la corrección de textos, la edición de líneas y la edición de desarrollo. La corrección de estilo implica revisar el manuscrito en busca de errores gramaticales, ortográficos y de puntuación. La edición de líneas implica revisar el manuscrito para determinar su claridad, coherencia y consistencia. La edición de desarrollo implica revisar el manuscrito en cuanto a contenido, estructura y estilo. 

La etapa final del proceso editorial es la publicación y promoción. Esta etapa implica formatear el manuscrito para su publicación, diseñar la portada, imprimir el libro y distribuirlo a los libreros o bien editarlo para que pueda tener un formato digital. Una vez publicado el libro, es importante promocionarlo para garantizar que llegue al público objetivo.