Calviño celebra la moderación del IPC en agosto y prevé que seguirá el descenso en los próximos meses

– Ve «clave» la contención de salarios y márgenes empresariales para evitar una espiral inflacionista

MADRID, 30 (SERVIMEDIA)

La vicepresidenta primera del Gobierno, Nadia Calviño, valoró este martes la «moderación» del IPC en agosto, que ha subido cuatro décimas menos que en julio y se ha situado en el 10,4%, y pronosticó que «en principio seguirá en esa senda de descenso en los próximos meses».

En declaraciones a TVE recogidas por Servimedia, Calviño afirmó que, a pesar de esa previsión optimista, hay que ser «prudentes» porque todo dependerá de la marcha de factores exógenos como la guerra de Ucrania o el desabastecimiento de suministro de chips desde Asia.

La ministra de Asuntos Económicos recordó que los picos de inflación que se han registrado en la primera mitad del año han coincidido con el arranque de la invasión de Ucrania y los cortes de suministro energético a Europa por parte de Moscú.

Calviño ve «normal» que, a pesar de la moderación del IPC en agosto, la inflación subyacente haya repuntado, porque el alza de los precios energéticos y los problemas de suministro eleva el alza de costes de producción y de servicios. «Pero esta tendencia tiene que frenarse en próximos meses», indicó.

La vicepresidenta insistió en que lo esperable es que la inflación vaya bajando en los próximos meses, y así lo esperan tanto el Gobierno como los principales organismos internacionales.

Según la ministra, la contención de la inflación es «una prioridad» para el Ejecutivo y para ello ve «clave» la moderación tanto de los salarios como de los márgenes empresariales, «para evitar entrar en una espiral inflacionista».

ENERGÍA

Sobre la nueva regulación del mercado energético europeo que ha anunciado Bruselas, afirmó que es una «buena noticia» aunque al Gobierno le hubiera gustado que hubiera llegado «antes». «Está claro que tiene que haber más medidas a nivel europeo, y la vicepresidenta Ribera y yo hemos enviado en el último año hasta tres cartas a la Comisión con propuestas que poco a poco se van abriendo paso», subrayó Calviño.

En relación con el precio de la luz, convino en que el precio está muy alto, pero valoró que «gracias al tope del gas y el mecanismo ibérico», en España el coste de la electricidad es un tercio inferior al de países de su entorno.