MADRID, 27 (SERVIMEDIA)

El presidente de CaixaBank, José Ignacio Goirigolzarri, auguró este lunes que los episodios de inestabilidad bancaria producirán un periodo de volatilidad en los mercados bursátiles, pero se mostró confiado en que el sector financiero español la atravesará «con serenidad» gracias a su «enorme fortaleza».

«Creo que asistiremos a un momento de volatilidad. Pero estos momentos son perfectamente compatibles con el hecho de que la banca española tiene una enorme fortaleza, que nos tiene que permitir gestionar estos episodios con serenidad», declaró en la tercera edición del ‘Wake up, Spain!’, jornadas organizadas por El Español-Invertia.

En este sentido, subrayó que el modelo de negocio de Silicon Valley Bank (SVB), la entidad con la que arrancó la crisis actual, es «radicalmente distinto» al europeo y español, por lo que «no tiene sentido hacer ninguna comparación».

En esta línea, señaló que tanto en Europa como en España existe una mayor regulación que en Estados Unidos, y la estructura de los depósitos y el modelo de negocio de las entidades españoles es opuesta a la del SVB.

TIPOS DE INTERÉS

Este último punto fue el detonante de la quiebra del banco norteamericano, que estaba muy expuesto a las subidas de tipos de interés. Goirigolzarri subrayó que este hecho no se da en España, aunque sí pidió a los bancos centrales mirar «de reojo la estabilidad financiera» a la hora de aplicar su política monetaria.

No obstante, reconoció que la inflación «tiene que seguir siendo el foco fundamental» de los bancos centrales porque no está «controlada». En este sentido, partió una lanza por los reguladores, cuya tarea no es «fácil», y lanzó un dardo a los gobiernos por mantener políticas fiscales «muy expansivas», que van en la dirección contraria a lo que se pretende con los tipos de interés: mantener los precios estables.

Quizás también te interese:  Empresas tecnológicas comprometidas con la contratación de mujeres

Así las cosas, en un contexto en el que se prevé que la inflación perdure más de lo esperado, pero en el que todos los ojos están puestos en el sector financiero, Goirigolzarri cree el BCE seguirá subiendo los tipos aunque de una forma más suave y moderada.