Los parámetros de homologación tienen como objetivo que los componentes de cualquier vehículo presenten los estándares de calidad y funcionalidad adecuados para garantizar la seguridad tanto del conductor, como de los ocupantes y del resto de agentes

La industria automovilística es una de las más avanzadas en tecnología y aplicación de nuevos componentes y sistemas. Es por eso que cada una de esas implementaciones precisan de un adecuado nivel de seguridad y adaptación a la legislación vigente en materia de seguridad vial, mecánica y funcionalidad.

En ese sentido, las homologaciones ITV se trata de una serie de revisiones y adecuación de cada componente de toda clase de vehículos para que cumplan, de manera escrupulosa, todos los estándares de calidad y seguridad que están contemplados en la ley o que marcan las autoridades competentes en la materia. Pero, ¿quién se encarga de realizar estas homologaciones?  En tal caso, firmas como IMD poseen un amplio catálogo multidisciplinar y variado donde los fabricantes, concesionarios y propietarios de vehículos pueden acceder a homologaciones de alta calidad. Para conocer con más amplitud su cartera de servicios es conveniente hacer una visita virtual por su sitio web, donde detallan cada fase del proceso: imd-ingenieria.com

En este tipo de compañías es muy importante contar con un equipo técnico, altamente cualificado. Es por eso que los expertos en homologación de IMD están debidamente capacitados para dar un servicio integral y personalizado a cada cliente con el objetivo de ofrecer tranquilidad y confianza durante todas las fases del proceso. Además, estos expertos también trabajan otros servicios adicionales y complementarios que refuerzan, aún más, ese clima de profesionalidad.

Quizás también te interese:  Escritos de juventud 2

El hecho de homologar un vehículo, ya sea un coche, moto, autobús, caravana o camper permite a sus propietarios obtener un gran beneficio de seguridad y tranquilidad de proceder a su movilidad con todos los componentes perfectamente revisados. Eso, por tanto, es una garantía no solo para el conductor, sino para el resto de ocupantes, viandantes y otros vehículos que circulan.

En definitiva, lo que se persigue al obtener una tarjeta ITV de homologación es cerciorarse de cumplir cada hito y cada exigencia legal para una conducción segura.

La tarjeta ITV es un pasaporte de seguridad

Como se viene comentando, la obtención de la tarjeta ITV de un vehículo es la que certifica que cada componente y sistema que conforma su mecánica y funcionamiento se adecuan a la normativa. Es por ello que realizar una solicitud de tarjeta ITV en IMD-Ingeniería da acceso a un servicio profesional y altamente cualificado que harán de cada vehículo intervenido un ejemplo de conducción segura. En todo caso, es preciso que los procesos de solicitud, impresión y registro de las mismas se realicen con base en lo establecido legalmente.

En línea con lo anterior, para tranquilidad de los usuarios, en IMD ayudan a formalizar esa tramitación con solvencia.

¿Cómo se solicita la tarjeta ITV?

Para los usuarios contar con servicios especializados como los que ofrece IMD es una tranquilidad. Es la propia entidad la que formaliza el trámite de solicitud de tarjetas ante la autoridad competente, en este caso, el Ministerio de Industria Turismo y Comercio. Del mismo modo, tienen la licencia para poder imprimir las tarjetas ITV donde se recogerán todas las homologaciones y demás requerimientos solicitados. Por ende, este tipo de herramientas permiten, en todo caso, que sean los clientes los que adecúen las tarjetas a medida con base en lo que precisen respecto al vehículo en concreto sobre las que se solicitan.

Quizás también te interese:  ¿Cuánto gana un Agente de Seguros? Conoce el Salario Promedio y los Beneficios

Ventajas de contar con la tarjeta ITV

Como se ha venido defendiendo, las tarjetas ITV, principalmente, persiguen afianzar la seguridad del vehículo y de cada uno de sus componentes y sistemas. A continuación, se van a dar una serie de ventajas que se asocian a la obtención de esta homologación:

Se garantiza el cumplimiento de la norma y la legislación pertinente en materia de seguridad vial y mecánica de cada vehículo.

También se amplía el mercado de venta de vehículos tanto a nivel nacional, como internacional, cuanta más seguridad homologue un vehículo, mayor salida a la venta tendrá.

Por último, destacar que gracias a las tarjetas ITV expedidas a través de IMD los propietarios de vehículos evitan las sanciones y multas por posibles incumplimientos.