MADRID, 06 (SERVIMEDIA)

El presidente del Consejo Económico y Social (CES), Antón Costas, hizo entrega este lunes de la memoria Anual de 2021 de este organismo al Congreso de los Diputados, mientras que esta tarde realizará esta misma entrega al presidente del Gobierno, Pedro Sánchez.

Esta Memoria radiografía de manera consensuada entre empresarios, sindicatos y sociedad civil organizada la situación actual de la economía y el empleo en España. En este sentido, alaba los 14 pactos sociales entre Ejecutivo, sindicatos y patronal desde 2020, entre los que destaca la reforma laboral.

Así, la Memoria subraya la recuperación del mercado laboral tras la pandemia que se ha «afianzado» en 2022 con un aumento de los contratos indefinidos y una reducción de la temporalidad, aunque considera que «todavía es pronto» para valorar la efectividad de la reforma.

No obstante, el Consejo lamenta que la situación social siga resintiéndose de la pandemia, recordando que un 20,9% de hogares españoles están en situación de exclusión social en 2021, frente al 16% en 2018, pese al esfuerzo de las administraciones por desplegar políticas públicas para responder a los efectos de la crisis. En este punto, la Memoria alerta del riesgo de pobreza energética, acrecentada en los hogares de menor renta, y agravado en el contexto de aumento de los precios de la energía.

Por otra parte, en la presentación de la Memoria, este organismo defendió que la bonificación extraordinaria de 20 céntimos por litro de combustible para todos los usuarios es «una medida fiscal regresiva que choca con el reto de descarbonizar la economía, que no cumple sus objetivos y cuyo coste sería más efectivo si se destinara a ayudar a los colectivos más vulnerables», por lo que ve «más eficaz» limitar el precio del gas para hacer frente a la situación actual.

Quizás también te interese:  El panorama actual de la economía en Italia: desafíos y oportunidades

La Memoria indica que la economía española se enfrenta a dos corrientes inversas: «Por un lado, una recuperación tras la pandemia gracias a la liberación del ahorro, el rebote del turismo y los frutos del diálogo social; por otro, un repunte de la inflación por el intenso encarecimiento de la energía y las disrupciones en las cadenas globales de suministro».

En cualquier caso, el presidente del CES descartó un escenario de estanflación, «teniendo en cuenta la actual tasa de crecimiento y la confianza de consumidores y empresas».

Asimismo, el CES explica que ve los fondos europeos como una «palanca para transformar nuestro modelo productivo y mejorar la calidad del empleo». Además, asegura que el Plan de Recuperación, Transformación y Resiliencia representa la «cuarta oleada de modernización y transformación económica en España en el último siglo y medio», después de la reforma liberal de 1868, del plan de estabilización y liberalización de 1959-60 y de la entrada en la Unión Europea en 1986. En este sentido, Costas cree que 2023 será el «año clave» para el despliegue de fondos a través de los Perte.

Finalmente, considera que los fondos europeos y el Plan de Recuperación permiten a España «marcar el rumbo de la transformación y alinear a todos los actores en la estrategia industrial de futuro que nuestro país debe trazar hacia la mejora de la capacidad productiva más allá de lo que el mercado, por sí solo, haría».