Las eléctricas ganan la batalla para no pagar parte del impuesto nuclear

Tras una larga batalla contra el impuesto sobre el combustible nuclear gastado y los residuos radiactivos, muy especialmente por parte de la central de Garoña, las grandes eléctricas han resultado las ganadoras. El tributo, que entró en vigor este año, grava el combustible nuclear gastado (uranio y plutonio) y los residuos resultantes de la producción eléctrica de las centrales cuando las barras de combustible son extraídas definitivamente del reactor.



Enlace a la fuente orginal del artículo: http://com.cincodias.feedsportal.com/c/33500/f/624599/s/3177ccec/sc/31/l/0Lcincodias0N0Ccincodias0C20A130C0A90C190Cempresas0C13796159240I760A9850Bhtml/story01.htm

Deja una respuesta

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *

Time limit is exhausted. Please reload CAPTCHA.