Eroski separa la tienda del ladrillo para restar deuda

La caída de ventas en el gran consumo en el último lustro pesa en el balance de Eroski, el tercer operador del sector nacional de distribución. Pero la cooperativa sufre más en sus cuentas por la deuda generada por las inversiones en activos inmobiliarios realizadas antes del inicio de la crisis (cuando también compró Caprabo por más de 1.000 millones).

Enlace a la fuente orginal del artículo: http://com.cincodias.feedsportal.com/c/33500/f/624599/s/3467fffa/sc/36/l/0Lcincodias0N0Ccincodias0C20A130C120C0A40Cempresas0C13861472280I610A5240Bhtml/story01.htm

Tags:

Deja una respuesta

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *

Time limit is exhausted. Please reload CAPTCHA.